• 8 agosto, 2020

A 25 años del atentado a la AMIA, tres murales rendirán homenaje al personal del Hospital de Clínicas

Ubicados sobre la calle Uriburu, cada mural aborda tres temáticas distintas: la destrucción causada por el atentado terrorista, la respuesta del hospital ante la tragedia y el pedido de justicia.

A pocas horas para que se cumplan los 25 años del peor atentado terrorista perpetrado en nuestro país, tres murales gigantescos cambiarán la fisonomía de las paredes exteriores del Hospital de Clínicas, sobre la calle Uriburu.

Por iniciativa de AMIA, y de la mano del muralismo y el arte callejero, las obras serán una invitación permanente a recordar a las víctimas del ataque del 18 de julio de 1994, renovar el pedido de justicia, y reconocer y destacar la asistencia humana y profesional que brindaron médicos, enfermeras, auxiliares y voluntarios ante el horror desatado aquella mañana.

A partir de un acuerdo alcanzado entre AMIA y la Universidad de Buenos Aires (UBA), con el aval del Hospital de Clínicas “José de San Martín”, la Facultad de Medicina de la UBA, y el apoyo de los ministerios de Cultura y de Desarrollo Urbano y Transporte del gobierno porteño, esta nueva acción de recordación, -que implicó un gran trabajo de articulación para llevarla adelante-, propondrá un impactante ejercicio de memoria colectiva en el espacio público, para denunciar el olvido y la impunidad.

Los murales completarán, a su vez, el llamado “Corredor de la Memoria”, un proyecto que comenzó en 1999 cuando sobre la calle Pasteur se plantaron 85 árboles y se colocaron plaquetas conmemorativas con los nombres de las víctimas fatales del atentado. Reconstruido hace 20 años, el edificio de la AMIA se sitúa en el punto intermedio de esta recordación permanente en la vía pública.

A partir del 17 de julio, quienes transiten por las inmediaciones de la avenida Córdoba y la calle Uriburu encontrarán finalizadas tres expresiones de arte callejero, que desde una figuración realista, abordarán diferentes dimensiones de la tragedia con la potencia comunicativa que tiene el muralismo.

Leer anterior

Llega «El Mago de Oz», una superproducción con más de 40 artistas en escena

Leer siguiente

Inadi denunció ante a la Justicia a un sitio web antisemita

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *